Pasta de aguacate y trufa negra


Aún me queda trufa y la verdad es que no tengo mucho tiempo para cocinar, así que voy a hacer una de mis pastas preferidas. Esta es, posiblemente, la pasta más sencilla de hacer que existe (con excepción del aglio e olio). Además es fresca y… verde. Me encantan las comidas de colores puros como el amarillo hipernaranjado de una buena tortilla de patata, el naranja butano de una calabaza asada o el rojo sólido de un gazpacho un poco espeso.

Si a esta pasta le añadimos trufa (trufa negra, claro) el resultado es un vals de simplicidad y detalle espectacular. En 6 minutos y manchando 2 cacharros. Fantástico.

Ingredientes:

  • 250 gr. de pasta
  • 3 dientes de ajo
  • 3 aguacates pequeños
  • Aceite de oliva (si es trufado mejor que mejor)
  • Trufa negra (Tuber Melanosporum)
  • Sal

Preparación:

1. Se pone a hervir la pasta en abundante agua con abundante sal.

2. Se pican los ajos muy finos y se mezclan en un bol con la carne de los aguacates y un buen regadillo de aceite de oliva hasta conseguir una pasta más o menos homogénea.

3. Se ralla trufa negra y se mezcla con la pasta (yo he rallado aproximadamente un cuarto de una trufa mediana, unos 5 a 10 gramos). Si el aceite que usamos es trufado hay que ir probando si no queremos un aroma excesivo.

4. Cuando la pasta está a punto de terminar de cocer añadimos a la pasta de aguacate y trufa unas cucharadas del agua de cocción de la pasta. Me encanta como al contacto con el agua caliente la trufa libera una explosión de aroma.

5. Mezclamos con el agua hasta obtener una especie de crema, la consistencia depende del gusto pero si es demasiado espesa tendrá dificultades para manchar la pasta luego, así que si hay que añadir un poco más de agua, se añade.

Una vez cocida la pasta mezclamos con la salsa, rallamos un poco más de trufa por arriba y ¡listo para comer!. Este es un plato curioso, la pasta es caliente o templada pero la salsa es más bien fría con lo que nos queda un plato tibio pero muy fresco de comer. Parece mentira lo bien que entra. Personalmente a mi me gusta más con espirales, macarraones o penne pero sólo teníamos estos tallarines y, aunque queda un plato más pastoso y menos suelto esta igualmente buenísimo.

¡Me encanta esta pasta!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s